lunes, 20 de agosto de 2018

Tres penales tuvieron los Tigres para al menos empatar ante Santos

Tres penales tuvieron los Tigres para al menos empatar ante Santos, pero increíblemente fallaron en dos ocasiones y terminaron cayendo por 3-1 en Torreón.

Los felinos tuvieron en sus manos la oportunidad de irse al frente cuando Hugo Nervo derribó en el área a Julián Quiñones, regalando la pena máxima, aunque André-Pierre Gignac la desperdició con un tiro raso que se fue por un lado del poste izquierdo de Jonathan Orozco, al 8'.

El galo pudo reivindicarse en el segundo tiempo, cuando Jesús Angulo le cometió falta en el área, sin embargo, Eduardo Vargas le quitó el esférico para cobrar la pena máxima.

El ariete chileno no sólo venció a Orozco, al 51', sino que en su festejo le hizo un gesto con las manos al guardameta indicando que hablaba mucho, por lo que fue amonestado por el silbante.

Pero Vargas quedaría mal parado cuando se hizo cargo del cobro por una falta de Doria sobre Enner Valencia, mismo que Orozco detuvo con los pies y, por si fuera poco, se quedó también con el contrarremate de Gignac, al 79'.

Santos consiguió ponerse al frente gracias a un desborde de Brian Lozano, quien centró a la llegada de Julio Furch, que picó su remate de cabeza ante la salida de Nahuel Guzmán, marcando así el 1-0, al 33'.

Después aparecería la figura de Jonathan Rodríguez. Primero, al 57', el delantero recibió el balón en una jugada que inició con un despeje largo de Orozco, mismo que fue prolongado por un cabezazo; entonces el uruguayo se quitó a Hugo Ayala con una media vuelta y fusiló a Nahuel para el 2-1.

Minutos después, al 65', Rodríguez aprovechó las facilidades que la barrera de Tigres le dio en un tiro libre para clavar el esférico junto al poste y consolidar el triunfo de los laguneros.

Santos, con 12 unidades, le pisa los talones al líder Cruz Azul, mientras los felinos, acostumbrados a los inicios flojos, se quedaron estancados en 6 puntos.